El economicismo actual

El economicismo actual

Corteza, manto
y núcleo,
meridianos y paralelos,
traslación y rotación,
la Tierra va perfeccionando su rutina
entre inestables equilibrios y juegos malabares.

Habiendo recorrido en círculo o en elipse
cinco mil millones de años,
no se puede impedir
que a economia de mercado,
eufemismo do dinheiro canibal,
soltando a nostro planeta do atracadouro espacial,
o converta em marioneta de seu dedo,
novo centro do giro inacabável.

Com o seu influxo úrcado originou
a deriva dos continentes;
com o seu único influxo move,
a intervalos medidos,
as placas tectónicas; e com o seu onipotente influxo
aviva vulcões e seísmos, aparentes catástrofes naturais
que a mesma economia de mercado aproveita para extrair
uma boa ganânçia.

En los tiempos de Pangea el Algarbe acariciaba
los cayos de Florida, y el peñón de Ifach penetraba
las tierras vírgenes de la Guinea africana.
A união fazia fortes aos espaços todos,
e a infatigável
economia de mercado, nada podía contra elles.

Fue entonces cuando,
persiguiendo soluciones, acuñó el dicho:
“separa y vencerás”,
obrando en consecuencia.

Empuje,
arrastre y obstinación
fuerzas centrípetas y centrífugas:
a enviones
consiguió
separar
los territorios
hermanados.